Tembló

Por: Tatiana Nieto


 

 

El azul tembló en la tierra

y se hizo fructífero nuestro eco.

De caricias  ha nacido el primer amanecer

al correr los días pasó a ser veneno lo suave

y se desvaneció el zarco en gotas de hielo

que vuelto gusano sonrió en la tierra

como mi primera lágrima en nuestra sábana

que mojada en recuerdo vomitó enfermedad

agonizante la mirada y el aliento

buscaron suspiros desaparecidos

con todo lo que solías ser.

Categorías: Voz y verbo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: